Alexa
Gana Gana
M30

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 13.Noviembre.2019
Belvedere
  |   22.Octubre.2019   |   Por:  
Laura Castro

El voto en blanco, una buena noticia para Ibagué

Urna votos HD
Crédito: 
Pixabay
A raíz de la última encuesta de Ecos del Combeima y el Diario El Nuevo Día con la firma encuestadora Invamer, se produjo un calentamiento político regional.

En los últimos días la ciudad recibió la información del resultado de tres encuestas de intención de voto para la alcaldía de Ibagué, realizadas por tres medios de comunicación: Ondas de Ibagué con el Centro Nacional de Consultoría, P&C televisión con la firma Datos & Estrategias y Ecos del Combeima y el Nuevo Día con la firma encuestadora Invamer. La primera con 700 entrevistas telefónicas, la segunda con 1062 entrevistas personalizadas en las 13 comunas de la ciudad y la última con 400 entrevistas personalizadas, para un total de 2162 ibaguereños encuestados.

En dichas encuestas se mantuvo la tendencia de los candidatos que se perfilaron desde el primer sondeo, dentro de las tres primeras opciones: Andrés Fabián Hurtado, como el “apadrinado” de la maquinaria Barretista, quien ahora también cuenta con el respaldo,  no se sabe si voluntario o involuntario, del ex aspirante José Hildebrando Barreto, quién pese a todo, se perfiló como un candidato muy fuerte y Rubén Darío Correa, con su  única y exclusiva “fama” de locutor por más de 25 años en la radio local, quien ahora extrañamente le hace el quite a los debates públicos de los temas que arengaba en sus micrófonos.

A raíz de la última encuesta de Ecos del Combeima y el Diario El Nuevo Día con la firma encuestadora Invamer, se produjo un calentamiento político regional: El retiro de la contienda de José H. Barreto, que se volvió toda una novela, con llanto y angustia de sus seguidores, por lo inconsulta de su decisión y todo lo que ella significaría en este momento político. La súplica y el ruego de los otros candidatos a los damnificados de la campaña de José Barreto, para que aterrizarán en las suya. La viralización de videos con fuertes contenidos que pretenden afectación y mala imagen para el llamado “clan Barreto” (Oscar, Miguel y José).

Para completar, la rueda de prensa de cuatro candidatos,  en la que se esperaban pronunciamientos de fondo  y de impacto para Ibagué, pero  a la final resultó ser el escenario para que se ratificaran en su intención de mantener su candidatura hasta el final,  y para que uno de ellos se sobreactuará, rogándole al Gobernador Oscar Barreto, no lo mandara a matar, por las pruebas que habría entregado a las autoridades de la supuesta compra de votos y al parecer por otras malas prácticas y  mañas con las que funciona el denominado “clan Barreto”, y la filtración de dineros del narco. Ay Dios, como si dijeran algo nuevo.

Para rematar el encadenamiento de otro candidato en las puertas de la Registraduría Nacional a la espera del pronunciamiento de la Procuraduría y la Fiscalía respecto de las denuncias formuladas. Y qué decir de la cantidad videos y memes que circulan en las redes sociales en contra de otros candidatos, como la mejor artillería de una “guerra sucia” jamás vista en una contienda política en la región. Por todo lo anterior, los ibaguereños deberían comenzar a pensar muy en serio en la opción del voto en blanco, como una forma de expresar inconformismo y poder frenar candidaturas nefastas para Ibagué.

Los columnistas,  Henry Rengifo del periódico virtual el  Cronista y Guillermo Pérez en el diario regional El Nuevo Día, por estos días, han esbozado la opción del voto en blanco. El primero dejándola al liderazgo de los candidatos que no han marcado fuerte en la intención de voto y el segundo como una decisión sería y responsable de ibaguereños y tolimenses. La que propone Henry Rengifo es de mucha grandeza y desprendimiento por parte de los candidatos, porque en el hipotético caso de ganar el voto en blanco, ninguno de ellos podría candidatizarse nuevamente.

La que plantea Guillermo Pérez podría estar en la activa y decidida participación de ese 23% que han tabulado las encuestas como personas indecisas, que no saben, no responden. Porque no conocen a los candidatos, menos sus propuestas o porque no les gusta la política, entre muchos de sus argumentos. Y si  le sumamos  el 17.5% que mostró el voto en blanco en la encuesta de 1062 entrevistas, estaríamos con un 41% muy cerca de lograr los topes que el voto el blanco requiere para triunfar.

En las últimas horas el editorial del Olfato.com, se refiere al voto al blanco como: “una opción para castigar las maquinarias y a los candidatos cuestionados”. Esto puede sonar utópico en política, pero algo es algo. La ciudad está en riesgo de caer en inepta y pésima administración. El triunfo del voto en blanco, sería sin duda alguna, una buena noticia para Ibagué.

Por: Laura Castro