Alexa
Gana Gana
M30

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 19.Julio.2019
Terraverde
  |   01.Mayo.2019   |   Por:  
Miguel Angel Figueroa

Papa bomba se le estalló a un trabajador de Interaseo que barría frente a la UT

Crédito: 
Miguel Angel Figueroa
El ciudadano observó un papel aluminio pegado al piso y al tratar de retirarlo con el zapato de forma ingenua, el artefacto hizo detonación causándole múltiples heridas. 

Luego de los fuertes disturbios que se presentaron la tarde anterior en la Universidad del Tolima y sus alrededores, esta mañana se presentó una nueva emergencia derivada de esa confrontación entre un supuesto grupo estudiantil que tradicionalmente es conocido como los 'capuchos' y la fuerza pública a través del Escuadrón Móvil Antidisturbios de la Policía Metropolitana de Ibagué.

Recordemos que ayer sobre las 2 de la tarde un grupo de personas encapuchadas salieron por los pasillos de la universidad, repartiendo un panfleto en el que se hacía alusión a la lucha estudiantil y al respaldo a la clase obrera, frente algunas determinaciones del Gobierno Nacional que no garantiza a cabalidad el derecho a la educación, la salud y algunos otros beneficios para los ciudadanos. 

Fue así que minutos más tarde salieron hasta la carrera 4a estadio donde interceptaron un vehículo de transporte alimentos (paquetes) y una volqueta de la empresa Interaseo, para obligar a sus conductores a dirigir los vehículos hacia la portería de la universidad donde finalmente los ubicaron como barricadas. 

De este modo, ante la presencia de la Policía Nacional que llegó minutos después para tratar de garantizar el orden público en el barrio Santa Helena, se desató un enfrentamiento que tardo algo más de tres horas. 

En medio de la confrontación los encapuchados utilizaron papas bomba, bombas molotov, piedras y hasta voladores; mientras que los integrantes del ESMAD respondieron utilizando gases lacrimogenos, bombas de aturdimiento y la tanqueta con chorros de agua a presión. 

Producto de la batalla campal se conoció extra oficialmente que uno de los encapuchados resultó herido cuando manipulaba uno de esos elementos no convencionales, pero aparentemente no fue llevado a ningún centro médico, toda vez que al parecer le brindaron asistencia en las instalaciones del alma mater. Sin embargo, la Policía conoció que a un hospital de esta capital llegó un joven con algunas quemaduras producida aparentemente con aceite de cocina, de tal menra que se está investigando la versión entregada por el afectado. 

Una situación particular ocurrió en el desarrollo del enfrentamiento, luego que un estudiante aparentemente desorientado decidiera salir de la universidad en medio del disturbio, quedando expuesto a las papas bomba que en un par de oportunidades explotaron junto a él, sin que afortunadamente lograran lastimarlo. Luego de esto se sentó en un muro, de tal forma que la Policía tuvo que retirarlo casi obligado, para tratar de resguardar su integridad. 

Por su parte, hay que señalar que después del 'tropel' las autoridades lograron retirar los vehículos secuestrados, para devolvérselos a los conductores responsables de los mismos. En cuanto a estos automotores hay que decir que los daños causados se estiman en un par de millones de pesos, toda vez que les pintaron toda clase de grafitis y al carro pequeño se le robaron toda la mercancía. 

Sin embargo, el eco de esta confrontación no paró allí, teniendo en cuenta que en la mañana de este miércoles festivo un ciudadano identificado como Luis Eduardo Ruiz Sánchez de 27 años, trabajador de la empresa Interaseo, sufrió una calamidad cuando barría frente a la universidad, requiriendo que lo llevaran inmediatamente a las instalaciones de la clínica Asotrauma a bordo de un taxi.

Según lo que informó el joven afectado a las autoridades que llegaron hasta el centro médico, todo ocurrió cuando estaba barriendo frente a la institución educativa, donde observó un papel aluminio que estaba pegado en el piso (papa bomba), de tal manera que quiso retirarlo con el zapato, ocasionando que el artefacto se detonara y le causara fracturas en el pie y una posible lesión en el oído izquierdo producto del aturdimiento de la explosión. 

De este modo, se ha enviado un grupo de uniformados a revisar el área para evitar que se puedan presentar otros lesionados, por la presencia de estos elementos fabricados con químicos, pólvora negra y metralla como piedras o arandelas metálicas. 

Por ahora las autoridades están adelantando la respectiva investigación para tratar de localizar a algunos de los responsables de estos desmanes.