Alexa
Gana Gana
Colpatria

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 01.Abril.2020
  |   19.Febrero.2020   |   Por:  
Gerardo Gómez

Habitantes de los asentamientos de Villa Prado y Milagro de Dios en la comuna 9 piden solución al problema del agua

Crédito: 
suministrada
Para por lo menos 700 familias de estos dos barrios, la situación se les ha venido convirtiendo en una tragedia debido a la falta del vital líquido y piden al IBAL y a la Alcaldía de Ibagué que les brinde una solución.

A diario, los habitantes de este sector están acudiendo a un canal de aguas de riego de arroz para bañarse, lavar la ropa y llenar recipientes para llevar agua hasta sus viviendas para suplir las necesidades más apremiantes en el aseo del hogar.

La empresa IBAL les está llevando periódicamente carro tanques para distribuirles manualmente pero esto les brinda una solución meramente temporal y en dos o tres días vuelven a padecer por la falta de agua lo cual es más dramático en medio de los inclementes calores por esta época en Ibagué.

 

“Llevamos dos meses sin una gota de agua ni de día ni de noche y nos ha tocado ir a lavar la ropa, la loza y bañarnos en las aguas de una arrocera y para que nos regalen un baldado de agua, toca que ir a rogarles a los buenos corazones de los barrios cercanos mientras que el carro tanque viene solo por ahí cada 8 días”, expresó la señora Tatiana Velásquez, líder y habitante del sector de Villa Prado.

Afirmó además, que a muchos adultos mayores y niños, les toca que movilizarse largos tramos cargando el agua que logran extraer del canal que transporta aguas servidas que provienen de los cultivos de arroz que se encuentran en la meseta de Ibagué a la altura de Mirolindo y por los alrededores del aeropuerto, lo cual los deja expuestos a riesgos inminentes por estar en contacto con aguas altamente contaminadas.

 

“Ahí nos bañamos, bañamos los niños, la loza y llevamos para la casa esa agua que contiene químicos y cuando vienen más o menos cada semana un carro tanque, eso se convierte en una pelea porque hay mucha demanda por parte de la comunidad, a nosotros no nos está llegando agua porque le bajaron a la presión que teníamos, acá estuvieron funcionarios del IBAL buscando una solución y luego de la visita nos llegó unos pocos días pero desde un tiempo para acá, no nos está llegando ni en las madrugadas siquiera una sola gota”, agregó doña Tatiana.

Villa Prado y Milagro de Dios, son dos asentamientos que están ubicados en la parte posterior de la COIBA de Picaleña, iniciaron como barrios de invasión que con el paso del tiempo, han venido siendo normalizados a través de la Alcaldía de Ibagué, cuentan con servicio de energía eléctrica, gas, les cobran impuesto predial, tienen redes de acueducto y alcantarillado que ellos mismos han construido pero por donde no está circulando agua porque no les ha vuelto a llegar.

 

Econoticias conoció que existe un litigio entre la empresa IBAL y la comunidad porque ésta les estuvo suministrando agua en bloque y algunos residentes no cancelaron las cuotas, se atrasaron pero ya se ha dialogado para un arreglo, sin embargo, manifiestan que si no cuentan con el servicio no podrán continuar pagándolo.