Gana Gana

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 03.Agosto.2021
Velotax
  |   18.Julio.2021   |   Por:  
Ecos del Combeima

Acuerdo 005 podría tener líos judiciales: la advertencia la hace el abogado Aranzales

Ibagué, Tolima, 2018
Crédito: 
depositphotos
Luego de haber oficiado al Concejo, la respuesta al parecer no fue satisfactoria para el jurista debido a que al parecer empezaron un juego de 'ping pong' con la Alcaldía.

El 1 de julio del presente año, el abogado Luis Felipe Aranzales ofició al Concejo Municipal de Ibagué debido a que el Acuerdo 005, por medio del cual se regulan beneficios tributarios para empresas nuevas y preexistentes, al parecer contiene irregularidades relacionadas con la exigencia de puestos de trabajo.

"Encontramos que ahora prácticamente se van a tirar la pelota con la Alcaldía, señalando que ellos son los competentes para modificar en razón a que fue proposición del alcalde", dijo Aranzales con base en la respuesta que le entregó el cabildo.

Del mismo modo, aseguró que se trata de "un craso error del Concejo Municipal" debido a que es justamente a los cabildantes a quienes les corresponde definir si aceptan una propuesta, o por el contrario postular los cambios correspondientes, tal y como lo hicieron recientemente con el acuerdo anterior.

Según Aranzales, de no haber una respuesta concreta, iniciará las acciones judiciales correspondientes en contra de la legalidad del acuerdo "con el fin de que se genere una proporcionalidad entre las empresas nuevas y las empresas preexistentes".

En contexto

El pasado 21 de junio, el conocido jurista habló sobre el acuerdo que otorga beneficios tributarios para el tejido empresarial en la capital del Tolima. En esa ocasión, sostuvo que las exenciones "a primera vista se ven muy buenas", pero los detalles del tamaño empresarial de la ciudad ubican a la mayor parte de comerciantes como gran empresa.

Así las cosas, para acceder a los beneficios bajo esa categoría, los empresarios estarían obligados a reportar un mínimo de 20 nuevos empleos, situación que es catalogada como "un absurdo" por parte de Aranzales toda vez que los costos representan cifras absolutamente elevadas.