Alexa
Gana Gana
Torreon

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 04.Diciembre.2020
Inacar
Secretaría Desarrollo Económico
  |   27.Julio.2020   |   Por:  
Miguel Angel Figueroa

Capturaron y judicializaron a un sujeto que se había fugado de la Permanente Central

Crédito: 
Suministrada
El hombre fue detenido por la Policía en medio de un caso de hurto que se estaba ejecutando al interior de una finca en la zona rural de la ciudad de Ibagué. 
Salud Tolima

Se trata de Wilmer Fabián Montalvo Sierra, alias ‘Sebitas’, quien fue capturado por integrantes de la Policía Metropolitana de Ibagué, en medio de la reacción de la autoridad tras ser alertados por un caso de hurto que estaba en desarrollo al interior de una finca ubicada en la zona norte de la capital tolimense. 

Información revelada a esta redacción, indica que alias Sebitas en coordinación con otras cinco personas irrumpieron en la finca La Esperanza ubicada en la zona rural del sector del barrio El País, con el objetivo de cometer un caso de hurto, en medio del cual victimizaron a una pareja de adultos mayores pensionados, a los que intimidaron con armas de fuego para poder amarrarlos y amordazarlos. 

Según se conoció a través de las autoridades, el hecho delincuencial se fue evidente gracias a la llamada de un vecino, quien informó a la Policía sobre la situación que estaba en desarrollo. 

Fue así que al lugar se desplazaron integrantes de la Sijín de la Policía Metropolitana en coordinación con integrantes del Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrantes, quienes lograron la interceptación de Wilmer Fabián, quien tenía en su poder un arma de fuego y múltiples elementos propiedad de la parejas asaltada. 

Pese a que en el lugar habían otros cinco delincuentes, estos lograron escabullirse sin que pudieran ser capturados por parte de las autoridades. 

Vale la pena señalar que alias Sebitas se había fugado el 06 de noviembre de las instalaciones de la Permanente Central, de tal manera que al ser presentado ante un juez tuvo que responder por los delitos de fuga de presos, secuestro simple agravado, porte ilegal de armas de fuego, y hurto calificado y agravado. 

Así las cosas, el juez que llevó el caso decidió que este sujeto debía ser privado de la libertad, al ser considerado un peligro para la sociedad.