Gana Gana

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 26.Septiembre.2021
Velotax
  |   27.Febrero.2019   |   Por:  

Estado reconoció a una mujer como madre de crianza de un militar que falleció en un atentado

Crédito: 
Miguel Angel Figueroa
La mujer que adoptó al soldado cuando era un niño, ahora tiene todos los derechos legales luego de una batalla judicial de varios años.

Se trata de la señora Dora España Bernal quien se convirtió en una de las pocas mujeres que ha sido reconocida por el estado colombiano como madre de crianza, con el objetivo de recibir beneficios por el fallecimiento un hijo adoptivo que estaba prestando servicio militar y cayó en medio de una emboscada en el departamento de Arauca en marzo del año 2012.   

Pero más allá de los beneficios económicos que podrá recibir la mujer, esta historia deja una reflexión sobre la bondad y la caridad de la señora Dora y todo su núcleo familiar, toda vez que el joven fallecido fue acogido en el seno de este hogar, cuando a penas tenía 12 años y vivía en la calle.

Durante el tiempo que el menor estuvo con su familia adoptiva, sólo recibió muestras de amor de una madre, de sus hermanos y de un padre que ganaba el sustento desempeñándose como conductor de servicio público.

Fue así que luego de siete años de criarlo, educarlo y sobre todo brindarle cariño, Nelson Enrique Forero Ramírez decidió hacer parte de las filas del Ejército Nacional para prestar su servicio militar, siendo trasladado al municipio de Arauquita (Arauca), donde la guerrilla de las FARC realizó una emboscada a un grupo de uniformados, en la cual lamentablemente falleció Nelson y otros 10 soldados regulares.

Voz de Dora España Bernal

De este modo, una vez concluyó todo el acto exequial acompañado de honores militares en Ibagué, la señora Dora entregó un poder al abogado Darío Echeverry, quien se encargó de iniciar todos los trámites legales de reparación como víctimas, logrando que el estado reconociera sus derechos como si se tratara de un hijo biológico.

"Es un orgullo exaltar la solidaridad de la familia Urueña España, quienes sin ningún interés económico recogieron literalmente de la calle a un niño en desgracia, que llegó a convertirse en parte de su familia". Agregó el abogado Echeverri.