Alexa
Gana Gana

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 18.Abril.2021
  |   07.Abril.2021   |   Por:  
Alexandra Ospina

Santiago Echeverri, empresario tolimense, gerente de Yel Cóctel

Crédito: 
Suministrada
El relevo generacional y una buena comunicación han sido claves para que esta empresa ibaguereña se mantenga invicta a lo largo de 48 años. 
Velotax

En Agenda Interactiva de Ecos del Combeima, hablamos con el administrador de empresas Santiago Echeverri, quien es hijo de una reconocida familia tolimense propietarios de la tradicional marca Yel Cóctel, que durante muchos años gracias a la perseverancia y el trabajo arduo han logrado catalogarse como una de las empresas más queridas de la ciudad, no solo por la generación de empleo y el desarrollo económico de Ibagué, sino por los deliciosos y apetecidos productos que allí ofrecen, entre ellos las tradicionales empanadas, torta de naranja y la habitual avena.

Algo de historia 

Yel Cóctel, es una empresa familiar que lleva 48 años en el mercado, contando con tres importantes puntos comerciales ubicados estratégicamente en el centro de la ciudad y que actualmente se encuentran en un proceso de renovación con el objetivo de brindar una mejor atención a sus visitantes. Cada producto en Yel Cóctel tiene una historia detrás, es el caso del deseado Esponjado Helen, producto que lleva el nombre de la creadora de la fórmula; una ciudadana americana radicada en Ibagué y que en su momento era la persona encargada de preparar y vender las tortas para el establecimiento comercial. 

“Cuando ella decide retirarse del negocio, nos ofrece vendernos la formula, para ese entonces ya habían varios personajes detrás de la misma; al final Helen termina por venderla a mi mamá y 30 años después sigue siendo nuestro producto más exitoso, nos la piden en Santa Marta, Cartagena y ya en algunos países la solicitan”. 

En cuanto al relevo generacional que existe en esta empresa tolimense, Echeverri contó como llegó a gerenciar y a renovar la imagen de esta firma, ya que actualmente la pandemia los obligó a repensar, es por ello que actualmente cuentan con redes sociales y tienen disponibilidad de domicilios para así poder saciar los antojos de muchos de sus clientes. 

“Llegué antes de la pandemia de Bogotá y en medio del Covid-19 mi madre me pide que venga y me ponga al frente del negocio; ya esta, es la tercera generación porque Yel Coctel empezó en 1972 con mi abuela Yolanda, fue ella quien monta el primer punto el cual en ese entonces estaba ubicado la cuarta y la quinta”.

Adicional, el administrador de empresas dio su opinión frente a las más recientes cifras de desempleo y  contó lo que piensa de la clase dirigente gremial y política de la ciudad. 

“Uno encuentra una Cámara de Comercio que está intentando capacitar a los empresarios, haciendo una gestión que uno nota, de otro lado se observa un FENALCO que me pareció tomó una gran vocería contra el tema de las cuarentena ya que nos estaban quitando el oxígeno al comercio y uno entiende pero parar por completo la economía de un país, podrían generar problemas más grandes que la misma pandemia; por ejemplo el desempleo. Por el lado que si lo estoy viendo mal es por los políticos, por ejemplo en el Congreso seguramente van a votar por la reforma tributaria y van a expandir el estado y el estado no genera riqueza, los que generan riquezas son las empresas, y este país lleva 100 años metiéndonos una reforma tributaria cada 2 años en promedio”

Durante el diálogo también le consultamos al empresario acerca de la inseguridad que vive actualmente Ibagué quien manifestó no sentirse seguro.

“Existe la percepción que la seguridad en nuestra ciudad va mal, gracias a Dios no hemos tenido que vivir una situación de estas, pero tenemos conocimiento de que le ha pasado a la comunidad, todos los días atracan, agreden; uno no se siente seguro”.

Finalmente, Santiago Echeverri entregó un mensaje a los emprendedores ibaguereños y a empresas familiares a continuar con su legado. 

“A los emprendendores decirles, si tienen una idea y les apasiona, juéguensela toda, esto no es de la noche a la mañana, esto es de trabajo, hay que dejar todo en la cancha y a las empresas familiares mi mensaje es a que se transfiera el conocimiento a las siguientes generaciones acerca del negocio y así poder seguir construyendo ciudad; Yel Cóctel es un claro ejemplo”.