Alexa
Gana Gana
M30

790 AM

IBAGUÉ - COLOMBIA, 10.Diciembre.2019
Belvedere
  |   14.Agosto.2019   |   Por:  
Ecos del Combeima

“Señor Andrés Fabián Hurtado respete a las mujeres Ibaguereñas”: Diana Gaitán

Crédito: 
Javier Pérez / Ecos del Combeima
La candidata a la Alcaldía de Ibagué rechazó el calificativo que utilizó el candidato del Partido Conservador cuando en una entrevista en Econoticias se le pidió que en una palabra definiera a sus contendores.

Luego de la entrevista realizada durante el Ping Pong Político al candidato a la Alcaldía de Ibagué, Andrés Hurtado, donde se le pidió describir en una palabra los candidatos que también aspiran a llegar a la administración municipal, fueron varias las reacciones y críticas que surgieron en su contra.

Una de ellas, de la candidata del Partido Colombia Justa Libres, Diana Gaitán, quien a través de un comunicado se refirió a una publicación realizada por el Movimiento Internacional “Feminismo Artesanal”, quienes rechazaron lo dicho por Hurtado quien se limitó a manifestar que era “muy linda”.

Es así como a traves del comunicado, la aspirante a la Alcaldía de esta ciudad calificó como “paradójico, decepcionante y lamentable resulta su comportamiento señor Hurtado. Mientras ayer una digna y valiosa mujer tolimense, que simpatiza con su proyecto político como lo es la representante a la Cámara, Adriana Magaly Matiz, es elegida Presidente de la Comisión de la Mujer, y comparte a través de sus redes sociales ese logro, usted empaña con su bajo y lamentable proceder machista y misógino la bonita tarea que la referida tolimense viene haciendo desde el Congreso de la República”.

De igual forma, le pidió al candidato conservador “respetar a las mujeres de Ibagué. Al usted instrumentalizarme como lo hace en su comentario machista, también está ejerciendo una violencia clara contra la mujer y desde su posición como candidato es mucho más grande el daño causado”, añadiendo que “pese a que soy la única mujer en el tarjetón para la Alcaldía de Ibagué, no me he querido valer de tal condición de género, para despertar un sentimiento de solidaridad de la mujer ibaguereña, únicamente por ese hecho”.

La candidata aseguró ser “una mujer con la experiencia administrativa para gobernar esta ciudad. Claramente estoy más preparada profesionalmente que usted, he ocupado, dignidades de alta dirección y responsabilidad administrativa, jamás he prestado los bienes muebles o inmuebles del Estado para cosas indebidas o ilegales, como si lo hizo usted, cuando permitió los piques en el Aeropuerto perales de Ibagué, que para muchos pudo ser una simple imprudencia;  y que muy por el contrario para mí y para quienes saben de seguridad aeroportuaria, su proceder pudo haber desencadenado hasta un letal y fatal accidente, donde se hubieren podido perder vidas humanas, que gracias a Dios no ocurrió, pero que pudo haber ocurrido gracias a la irresponsabilidad de quien así como quiso poner el aeropuerto de pista de piques, seguramente se querrá poner la ciudad de Ibagué de ruana”.

“Adriana Magaly Matiz, Ana Paola Agudelo, Rosmery Martínez, y la suscrita Diana Gaitán, somos fieles expresiones de la mujer ibaguereña o tolimense, que merecemos respeto. Naturalmente poco sabe usted y sus secuaces de eso, pues a la mujer no se le dio en el Gobierno que a usted lo patrocina los espacios reales de poder que merecían, y donde la figura de la mujer comenzando por la primera gestora, no existió, por las razones de conocimiento público, y de notoriedad social; y tan sólo al finalizar el gobierno, se les ocurrió la genial idea de crear la Secretaría de la Mujer”, reprochó Gaitán.

Finalmente, la aspirante de Colombia Justa Libre le pidió a Hurtado respetar, así como también lo invitó a pedir perdón a las ibaguereñas por la “ofensa que cometió y también lo invito a que elimine de su vida lo machista y lo misógino que es”, concluyendo que “en mi gobierno desde la Alcaldía de Ibagué, respetaremos todas las formas y las maneras de pensamiento. Será un gobierno abierto e incluyente, precedido en todo caso del respeto, que como seres humanos nos debemos todos, unos a otros, pues todos somos iguales en dignidad, independientemente de nuestro sexo o condición social”.